Noticias

¿Sabes del Virus del Papiloma Humano?

La sobreexposición a pantallas digitales durante la cuarentena puede afectar la salud visual

El VPH es un virus de transmisión sexual que produce verrugas. Algunos tipos de VPH causan verrugas en la piel y otros tipos causan verrugas genitales (crecimientos dentro o alrededor de la vagina, el pene o el recto). La infección por algunos tipos de este virus puede provocar cáncer.

Es una infección que afecta tanto a hombres como a mujeres y es la infección de transmisión sexual (ITS) más frecuente; es tan común que alrededor del 80% de todos los hombres y mujeres sexualmente activos que no han sido vacunados contraen el virus en algún momento de su vida.

La mayoría de las infecciones desaparecen en el plazo de uno o dos años, pero en algunos casos persisten. La infección persistente causada por algunos tipos de VPH puede aumentar el riesgo de ciertos tipos de cáncer.

 

Síntomas de la infección por VPH.

En los hombres, las verrugas suelen aparecer en el pene, especialmente bajo el prepucio en los hombres no circuncidados, o en la uretra.

En las mujeres, las verrugas genitales se producen en la vulva, en la pared vaginal, en el cuello uterino y en la piel que rodea el área vaginal.

También pueden aparecer en el área que rodea el ano y en su interior, sobre todo en personas que practican sexo anal.

Suelen aparecer de uno a seis meses después del contagio con el VPH. Al principio, consisten en crecimientos diminutos, blandos y húmedos, de color rosa o gris. Crecen con rapidez y se convierten en un bulto áspero e irregular, que, en algunos casos, crece hacia el exterior de la piel con un tallo estrecho. Su superficie rugosa les da el aspecto de una pequeña coliflor.

 

Diagnóstico de la infección por VPH.

  • Para verrugas genitales externas, una evaluación médica.
  • Para las verrugas genitales internas, colposcopia o anoscopia.

Se recoge una muestra de una verruga y se analiza con pruebas tales como la reacción en cadena de la polimerasa, PCR, lo que permite identificar el material genético (ADN) único del VPH, esta prueba se confirma el diagnóstico del VPH y se identifica el tipo.

 

Por lo general, no se recomienda realizar pruebas a las personas que no presentan síntomas. Las mujeres de 30 a 65 años son una excepción, ellas deben ser examinadas y sometidas a pruebas de detección cuando se les realiza una prueba Papanicolaou (Pap), si se detecta el virus del papiloma humano se realiza una colposcopia, donde se toma una muestra de tejido para examinarla al microscopio.

 

Tratamiento de la infección por VPH.

  • Por lo general, láser, electrocauterización, congelación o cirugía
  • En algunas ocasiones, varios tratamientos tópicos

Ningún tratamiento para las verrugas externas es completamente satisfactorio y hay algunos que resultan incómodos y dejan cicatrices.